martes, diciembre 29

Disponen tres meses de prisión a El Chino.


El Chino, mientras era conducido, con fuerte seguridad.

HIGÜEY. El juez del juzgado de la Atención Permanente del Distrito Judicial de la Altagracia dispuso tres meses de prisión preventiva a Pascual Cordero Martínez (El Chino).

Cordero Martínez está acusado de asesinar seis personas, traficar con drogas y lavado de activos. Deberá cumplir la medida de coerción en la cárcel preventiva de Pedro Santana, en El Seibo.

Pascual Cordero, quien se encontraba en la lista de “los diez más buscados” de la Procuraduría General de la República, fue apresado el día 20 de diciembre cuando acudió a un tratamiento médico en una clínica del Distrito Nacional.

Germán Miranda Villalona, procurador antilavados, le atribuye a Pascual Cordero una fortuna de más de RD$300 millones. También está acusado de poseer una finca donde se recibía “cocaína base” procedente de Perú para luego convertirla en “ cocaína líquida”.

De acuerdo con las imputaciones, se le atribuye reclutar personas con las cuales, a través de la modalidad de “pitufeo” (consiste en depositar pequeñas sumas de dinero en efectivo para evitar los controles de riesgo) lavar dinero.

Cuando estuvo detenido en la jurisdicción del Distrito se le cuestionó en torno a las acusaciones de narcotráfico hechas en su contra, Cordero Martínez, precisó que sólo está acusado por lavado de activos.

El detenido sostuvo que no se había entregado a la justicia porque está enfermo de diabetes y de la presión alta y que pensaba que no podía sobrevivir en una cárcel con esas condiciones de salud.

En su captura participaron la Dirección Central de Investigaciones Criminales (DICRIM), la Dirección Central Antinarcóticos (DICAN) de la Policía Nacional, así como de la Dirección Nacional de Investigaciones (DNI), bajo la coordinación de la Procuraduría Especializada de Antilavado de Activos.

La persecución de los organismos de seguridad y el Ministerio Público se remonta a 2011, cuando la Policía lo capturó acusado de lavado de activos proveniente del narcotráfico.

A la sazón fue vinculado a las acciones delictivas del también acusado Manuel Emilio Mesa Beltré (El Gringo), quien fue condenado a ocho años de prisión. A ambos se les acusaba de controlar las acciones del narcotráfico en la región Norte del país.

No hay comentarios:

Publicar un comentario